¿Cuáles son los Derechos Fundamentales?

Derechos Fundamentales

Los derechos fundamentales son aquellos que todos deberíamos conocer, ya que están amparados por la Constitución y cuentan con el mayor grado de protección. Desde el momento que alguien es una individuo de nuestra sociedad, ya cuenta con esta serie de derechos, que no se pueden dañar ni atacar.

Los derechos fundamentales están vinculados a un país, protegidos por la Constitución o un estatuto legal de similar capacidad. Cada país puede tener diferentes derechos fundamentales.

En cambio, los derechos humanos van más allá de las fronteras de una nación, y son propios de la condición humana. Deberíamos pensar que todos los países deberían cuidar de que los derechos humanos se protejan, pero no va ser siempre así.

1. Derechos fundamentales en España

Los derechos fundamentales en España se basan en la Carta de Derechos Fundamentales de la Unión Europea. Este texto sirve de capa protectora de los mismos a nivel europeo, siendo de obligado cumplimiento por todos los países miembros.

Pero además, en la Constitución de España están recogidos los derechos inalienables, inviolables e irrenunciables de todo ciudadano español. Inspirados en los Derechos Humanos, y que sirven para dar respaldo legal a los principios de la condición humana y la vida libre en sociedad. Entre los principales, podríamos enumerar los siguientes:

1.1. Derecho de huelga
1.2. Derecho al matrimonio en igualdad
1.3. Derecho a tener propiedad privada
1.4. Derecho a la herencia
1.4. Derecho a tener un trabajo digno
1.5. Derecho a reunión, asociación y manifestación
1.6. Derecho a tener libertad ideológica
1.7. Derecho a poder circular libremente
1.8. Derecho a tener una educación en libertad y que no cueste dinero
1.9. Derecho a tener una vivienda que sea digna
1.10. Derecho a poder afiliarte a un sindicato
1.11. Derecho a pdoer acceder a una Sanidad pública y gratuita

Como podemos ver, son derechos que articulan la vida digna de una persona, como son el derecho al trabajo, la Sanidad y una vivienda. Derechos que los poderes públicos se tienen que encargar de proteger, para intentar que cada ciudadano los disfrute y ejerza.

En este sentido, siempre ha habido polémica en torno a la obligatoriedad o no del Estado en garantizar todos estos derechos. Especialmente aquellos que no dependan directamente de él, como pueden ser el trabajo y la vivienda. Pero para algunos el Estado debe tener las armas económicas y jurídicas para que no haya personas que no los tengan. Siempre habrá polémica política en este sentido.

2. ¿Cuándo surgen los derechos fundamentales?

Ahora que ya tenemos una idea de lo que son los derechos fundamentales y cuáles tenemos en España, es interesante que conozcamos el origen. Digamos que el origen de los Derechos Fundamentales hay que buscarlo en la Declaración Universal de los Derechos Humanos, que fueron aceptados por la ONU en 1948.

Esta declaración de derechos humanos recoge 30 derechos y libertades, que forman parte de cualquier habitante de la Tierra. Derechos que no se pueden quitar, y que han sido la base de los Derechos Fundamentales que recoge la Constitución española y otras leyes a lo ancho del mundo.

Pero incluso, si retrocediéramos en el tiempo, podríamos decir que el antecedente de esta Declaración Universal de los Derechos Humanos, hay que buscarlo en la Revolución francesa, y otras revoluciones de aquellos tiempos, como la inglesa y la americana. Revoluciones que pusieron en valor la libertad individual y los derechos de la persona, frente a poderes omnímodos y absolutistas.

3. ¿Cómo limitar los derechos fundamentales?

A pesar de esa inviolabilidad de los derechos fundamentales, hay situaciones de extrema gravedad donde se pueden ver limitados. Por ejemplo, el gobierno puede restringirlos mediante ley orgánica. Ley donde, eso sí, debe quedar claro la causa, el tiempo y las restricciones de la limitación.

Así ha sucedido en España a lo largo de la pandemia por el Coronavirus, donde derechos fundamentales como el de circulación fueron restringidos casi en su totalidad. Para ello, el Gobierno tuvo que obtener el respaldo mayoritario del Congreso de los Diputados.

Y siempre, además, hay que pensar que los derechos fundamentales de cada uno no deben invadir los de las demás personas. Están limitados por los derechos de los otros. Para que el funcionamiento de la sociedad se enmarque dentro de una convivencia pacífica y normalizada.

4. ¿Quién protege los derechos fundamentales?

En España es la figura del Defensor del Pueblo la que vela por el cumplimiento de los derechos fundamentales. Es una institución que debe supervisar que se cumplan. Más luego el amparo que tienen bajo el manto de la Ley, dando una capa de protección en relación a los ciudadanos.

Autor: Mario Velasco

Autor: Mario Velasco

Abogado y enamorado del mundo jurídico y las leyes. Me encanta escribir e informar de lo que me apasiona.

Deja un comentario